Viaja a Destinos Exóticos

Ofertas a Asia, Oceanía y más

¿Por qué ir a Destinos Exóticos? Te damos 4 motivos para ir:

Viajar a Asia

Destinos que te marcarán

Incontables son las maravillas que podrás admirar entre monumentos antiguos, tumbas reales, palacios imperiales, mezquitas, pirámides y paisajes de enseño que mezclados con las tradiciones de sus pueblos, harán de esta experiencia, un viaje inolvidable y un alimento para el alma. Ven a descubrir culturas milenarias, ciudades donde el pasado y presente, la historia y la modernidad, conviven a la perfección. China, Japón, Egipto, India, Myanmar y más muchos más deben estar en tu próxima ruta de viaje.

.

Viajar a China

Culturas legendarias y misticismo

Visitar destinos exóticos no solo nos entrega un nuevo viaje a nuestra bitácora, es encontrarse con lugares cargados de cultura y misticismo, donde ningún detalle está dejado al azar. Un deleite para espíritu a través de templos y monumentos, entre los que destacan La Gran Muralla China, testigo de una de las culturas más importante de la historia; el Taj Mahal en India, máxima muestra de amor; Ángkor Wat en Camboya; las 2.000 pagodas en Old Bagan, Myanmar; deleitarse con la riqueza cultural y arquitectónicas de Petra en Jordania; o las maravillosas mezquitas de Estambul.
Destinos donde se entremezcla de manera perfecta lo divino y lo humano.

 

Viajar a India

Diversidad de paisajes

La gran diversidad de paisajes y naturaleza es un atractivo innegable de estos destinos. Por ejemplo, el Sudeste Asiático cuenta con una gran variedad de playas e islas destacando Koh Phi Phi, Koh Phangan y Koh Tao; los majestuosos Himalayas, que forman parte de uno de los secretos mejor guardados; el hermético reinado de Bután, “país de la felicidad”; los paisajes surrealistas del parque Zhangjiajie en China (destino que inspiró la película Avatar); volcanes activos en Japón e Indonesia; plantaciones de arroz en Vietnam. Además, podrás navegar por el río Mekong en Laos y los maravillosos montículos en la Bahía de Ha-Long en Vietnam.
Todo esto mientras observas una gran variedad de flora y fauna que forman parte de santuarios y patrimonios de la biosfera.

 

China

Grandes Civilizaciones

Visitar China es encontrarse con 5 mil años de historia. Es viajar a través de la Ruta de la Seda a los lugares más increíbles del mundo. La grandeza de sus monumentos, tumbas y palacios acompañados de una inigualable naturaleza que desafiará tus sentidos. Navegar por el río Yangtsé, pasear por la Ciudad Prohibida en Beijing, descubrir los soldados de terracota en Xian y disfrutar de una gran metrópolis en Shanghái son algunos de los ejemplos de esta gran civilización donde la seda, la porcelana y la pólvora han marcado su historia.

Por otro lado, India es un destino que se amor o se odio. No tiene puntos medios. Un lugar fascínate, único en el mundo, donde los contrates, colores, sabores, aromas y espiritualidad ocupan un lugar muy importante en la cultura india. Aquí el ser humano está realizado por el solo hecho de existir. Claros ejemplos de esta diversidad es el navegar por el río Ganges y descubrir sus encantos más ocultos, o visitar el Taj Mahal, patrimonio de la humanidad y un tributo al amor más sublime, o ir a Dharamsala, residencia uno del Dalai Lama.

 

Nuestras empresas